24 remedios naturales para las quemaduras solares

Existen muchos remedios naturales para las quemaduras solares. La mayoría de ellos son de fácil acceso y al alcance de todos, porque están presentes en nuestros hogares y cocinas.

La búsqueda de un bronceado a toda costa puede traer consigo consecuencias incluso dramáticas, como las quemaduras provocadas por la exposición prolongada al sol. Estas quemaduras solares se denominan quemaduras solares y nunca deben subestimarse, ya que pueden provocar:

  • envejecimiento prematuro de la piel con formación de arrugas y pérdida de tono y elasticidad,
  • Daño en el ADN,
  • cánceres de piel (melanoma).

Los riesgos de sufrir uno de estos efectos negativos aumentan si la quemadura solar se repite con el tiempo. Por este motivo, aquellas personas con piel delicada y más propensa a las quemaduras solares deben protegerla más y exponerse menos al sol.

Que son las quemaduras solares?

Por lo tanto, una quemadura solar es el resultado de una exposición prolongada a los rayos solares u otras fuentes de rayos ultravioleta (como tumbonas y lámparas de bronceado).

Por supuesto, las quemaduras solares son más frecuentes en verano, cuando los rayos solares son más potentes.

Las personas que tienen la piel clara y delicada son más propensas a las quemaduras solares, y proteger la piel adecuadamente antes de la exposición al sol es esencial para prevenir erupciones.

Tipos de quemaduras solares

Quemadura de sol leve – caracterizado por enrojecimiento y dolor. Después de 4-7 días, la piel puede comenzar a pelarse.

Quemaduras de sol severas – también llamada “intoxicación solar” y caracterizada por ardor en la piel, dolor, deshidratación, fiebre, desequilibrio electrolítico, infecciones.

Si crees que tienes quemaduras solares graves siempre es recomendable que consultes a un médico, más aún si se trata de un niño.

Los síntomas de las quemaduras solares

Cuando tiene quemaduras solares, puede experimentar los siguientes síntomas:

  • enrojecimiento de la piel;
  • ardiente;
  • piel que está caliente e hinchada al tacto;
  • picar;
  • temperatura;
  • resfriado;
  • dolor de cabeza;
  • mareo;
  • náusea;
  • El vomitó;
  • agotamiento;
  • caída de la presión arterial;
  • ampollas en la piel;
  • formación de pústulas;
  • descamación de la piel.

Las quemaduras solares se pueden tratar con medicamentos específicos, tanto para tomar por vía oral como con cremas y geles para aplicar sobre la piel dañada.

Medicamentos para quemaduras solares

AINE – Medicamentos antiinflamatorios no esteroides, como ibuprofeno (Moment, Spididol, Brufen, etc.), ácido acetilsalicílico (Aspirina), naproxeno (Naprosyn, Aleve, Momendol, etc.), algunos de los cuales también están disponibles en forma de cremas tópicas. Estos medicamentos pueden ser útiles para aliviar el dolor y la sensación de ardor y para aliviar la inflamación.

Corticosteroides Acción tópica (hidrocortisona): estos medicamentos son útiles para tratar síntomas como: picazón, hinchazón, dolor, porque tienen una fuerte acción antiinflamatoria.

Antibióticos tópico: disponible en forma de cremas y geles, estos medicamentos pueden ser necesarios en caso de infección debido al estallido de ampollas, formadas como resultado de las quemaduras solares.

Anestésicos con acción tópica (lidocaína) – puede estar indicado para calmar el dolor y el ardor causado por las quemaduras solares.

En cualquier caso, antes de recurrir a estos remedios farmacológicos siempre es mejor buscar el consejo de su médico.

Si estás ante una quemadura solar leve que no presenta síntomas preocupantes, como fiebre, náuseas, pérdida del conocimiento o infección, puedes recurrir a los múltiples remedios naturales y caseros para ayudar a que la piel sane y aliviar los molestos síntomas.

24 remedios naturales para las quemaduras solares

1 – Hielo (crioterapia)

hielo

Aplicar hielo envuelto en un paño de algodón suave (como alternativa, tomar una ducha fría) puede ser un remedio eficaz para detener temporalmente el dolor causado por las quemaduras solares.

2 – Compresas refrescantes y calmantes (té verde, tilo, caléndula, malva, manzanilla)

Té verde y / o negro

Puedes aplicar bolsitas de té verde directamente sobre la piel quemada, previamente infundida y luego enfriada, o hacer compresas con la infusión de té, utilizando un paño, toalla, gasa o bolitas de algodón empapadas en el líquido obtenido. cuando se haya enfriado.

Los taninos contenidos en el té ayudan a bajar la temperatura de la zona afectada y a restaurar el pH de la piel. Puede agregar hojas de menta a la infusión para un efecto aún más refrescante.

Tilo, caléndula, malva, manzanilla

Las infusiones de estas plantas medicinales son muy adecuadas para la elaboración de compresas calmantes, que ayudan a calmar la inflamación y enrojecimiento de la piel. Puedes utilizar flores y hojas frescas o secas y debes dejarlas infundir en un cazo con agua hirviendo, dejar enfriar, filtrar y humedecer una gasa sumergiéndola en la infusión y luego aplicándola sobre la piel. Es aconsejable dejar actuar el remedio durante el mayor tiempo posible.

3 – Baños de alivio

baño de alivio

Estas terapias naturales son útiles para aliviar el ardor y otros síntomas de las quemaduras solares y se pueden realizar agregando a la bañera:

  • una taza de vinagre de sidra de manzana, para un efecto equilibrante del pH y promover la curación, o
  • un vaso de harina de avena, con propiedades emolientes y útiles en caso de picor, o
  • dos tazas de bicarbonato de sodio, útil para calmar la irritación, aliviar las rojeces y suavizar la piel.

4 – Aloe vera

Los productos de aloe vera y aloe pueden ser útiles para calmar e hidratar la piel quemada por el sol. El gel puro de aloe también se puede aplicar a la piel como un after sun. Pruébelo recién salido de la nevera para un efecto aún más fuerte.

5 – Caléndula (tintura madre, aceite)

La caléndula tiene muchas propiedades beneficiosas: refrescante, emoliente, antiinflamatorio, antiséptico, cicatrizante, etc. lo que lo convierte en un excelente remedio en caso de quemaduras solares, enrojecimiento e irritación cutánea.

El aceite de caléndula, aplicado sobre las quemaduras solares, favorece la regeneración de la piel, mientras que la tintura madre, por vía oral, es un excelente suplemento de vitamina A, que combate los radicales libres, elimina toxinas y ayuda a prevenir el envejecimiento cutáneo.

6 – Aceites esenciales (lavanda, helichrysum, menta, eucalipto)

aceites esenciales

Los aceites esenciales de lavanda y helichrysum, cuando se aplican en pequeñas cantidades sobre la piel quemada por el sol, tienen un efecto calmante, mientras que los aceites esenciales de menta y eucalipto también tienen propiedades refrescantes y antisépticas.

7 – aceite de coco

El aceite de coco es un gran humectante y puede ser muy útil una vez que el enrojecimiento inicial haya desaparecido. Este aceite también puede ayudar a aliviar la inflamación y ayudar al proceso de curación.

Sin embargo, tenga cuidado de no usar aceite de coco (como cualquier otro aceite natural) en lugar de protector solar. Estos aceites no ofrecen protección contra los rayos UV e incluso pueden promover las quemaduras solares.

8 – aceite de sésamo

El aceite de sésamo, rico en ácido linoleico, vitaminas (A, E, grupo B) y antioxidantes, es un excelente antiinflamatorio y antiséptico natural. También tiene una acción calmante contra las quemaduras solares y, para un mejor efecto, se puede mezclar con aceite de caléndula y gel de aloe vera.

9 – aceite de Hypericum

Este aceite tiene una acción emoliente y cicatrizante. Es un aceite esencial especialmente en verano porque también es útil contra las picaduras de insectos. La aplicación de este aceite sobre las quemaduras solares puede facilitar el proceso de curación debido a su capacidad para estimular la regeneración celular.

10 – Aceite de almendras dulces

aceite de almendras dulces

Masajear suavemente el aceite de almendras dulces (incluso mejor si se guarda en el refrigerador por un tiempo) es una excelente manera de calmar las quemaduras solares e hidratar la piel.

11 – Manteca de karité

La manteca de karité es famosa por sus propiedades nutritivas, ayuda a curar heridas. Es rico en vitaminas A, E y ácidos grasos esenciales. Hidrata la piel y la hace más elástica.

12 – Hamamelis

Este es otro remedio natural muy eficaz con propiedades antiinflamatorias, astringentes y antiedematosas.

13 – Vaselina

También llamada vaselina, la vaselina es un remedio ampliamente utilizado para tratar las quemaduras solares y las quemaduras. Sin embargo, no debe usarse en heridas frescas donde falta la capa superficial de la piel, ya que forma una barrera contra la humedad y puede retardar la cicatrización.

14 – Leche, yogur, kéfir

yogur de leche

Estos también son remedios de abuela muy efectivos para las quemaduras solares. Untar yogur blanco natural (preferiblemente orgánico), o hacer compresas con leche o kéfir, ayudará a hidratar y refrescar la piel y también tendrá un efecto emoliente.

15 – Vitamina E

La vitamina E es un antioxidante y puede ayudar a reducir la inflamación por exposición prolongada al sol. Es recomendable tomar vitamina E en forma de complemento alimenticio o aplicar aceite rico en vitamina E sobre la piel quemada por el sol.

16 – Pepino

Los pepinos tienen un efecto antioxidante y analgésico. Saca los pepinos frescos de la nevera, licúalos y esparce el puré de pepino sobre la piel quemada. También se puede utilizar en el rostro. También tiene un efecto calmante sobre la descamación de la piel.

También es posible hacer compresas calmantes con jugo de pepino.

17 – Melón

El melón tiene propiedades similares al pepino, y tanto la pulpa como el jugo de melón pueden usarse para combatir los síntomas de las quemaduras solares.

18 – Lechuga

lechuga

Se sabe que la lechuga es un excelente ingrediente para ensaladas, pero no solo. También puede ayudar en caso de quemaduras solares. Si tienes un tronco de lechuga en casa, puedes hervir unas hojas en agua durante unos minutos, dejarlas reposar y enfriar. Con el líquido obtenido de esta forma se pueden realizar compresas para aplicar sobre quemaduras.

19 – manzana

La aplicación de pulpa de manzana rallada puede ayudar a aliviar las molestias causadas por las quemaduras solares.

20 – Patatas (almidón o patatas hervidas, ralladas o en rodajas)

Las patatas son ricas en almidón, lo que ayuda a bajar la temperatura de la zona quemada, alivia el dolor y facilita la cicatrización. Puede aplicar puré de papas hervido y enfriado sobre la piel enrojecida, o papas crudas ralladas o en rodajas.

Para aprovechar la acción antiinflamatoria, descongestionante y anti-picor de la patata, también es posible preparar una pasta con fécula de patata y agua, para extender sobre la piel quemada.

21 – Cáscara de plátano

Cáscara de plátano

Aplicada desde el interior en la zona enrojecida, la cáscara de plátano ayuda a curar y tiene un efecto calmante.

22 – Almidón de maíz

Como es el caso del almidón de papa, el almidón de maíz también puede ayudar a aliviar los síntomas de las quemaduras solares.

23 – Clara de huevo

Este es otro remedio, muy utilizado por nuestros antepasados. Es necesario batir la clara de huevo hasta que quede rígida, extenderla sobre la quemadura y dejarla actuar hasta que empiece a secarse y tirar ligeramente de la piel. Luego lávelo con agua tibia. La clara de huevo puede ayudar a calmar el ardor y la inflamación, pero se debe tener cuidado de no usarla en heridas abiertas, ya que podría causar infecciones.

24 – Plata coloidal